lunes, 30 de abril de 2012

RUTA EL VALLE DE ARBAS (Casares)

Acompañados de aguerridos valencianos hemos disfrutado de la montaña y la nieve leonesa.
Santi, Loli, Tere, José, Gari, Pili, Camino, Esther, Javier, Alvaro, Javi, Roberto, Pilar, Toni, Mariví y Luna.
Distancia recorrida: 12 kilómetros.
Dificultad: Media.
Temperatura: 2 mínima, 6 máxima.
Altura: Casares de Arbas 1.323, Collada de Gistreo 1.628 (punto más alto).
Punto de partida y llegada: Casares de Arbas.
Fecha: 29 de abril de 2012.
En esta ocasión utilizamos el plano de la ruta del Servicio de Cartografía de la Universidad de León
Otra vez somos un grupo numeroso. Hoy nos acompañan unos bravos, aunque primerizos, valencianos. Quedamos a las 8,30 en el Bar 102 de la avenida Mariano Andrés. Después de  las presentaciones y el desayuno, nos pusimos en camino para Casares de Arbas.

Dos de los aguerridos valencianos
Casares está a unos cincuenta kilómetros de León. Lo mejor es ir por la carretera de Asturias N-623, en Villamanín se gira a la izquierda y antes de llegar a Viadangos de Arbas se vuelve a tomar un desvío a la izquierda.
Sus gentes son amables, sobre todo Matilde (Mesón Gonzalez), a quien tenemos especial cariño.
Preparando el equipo
 Fue una localidad muy poblada, de tradición trashumante. Tenía 440 habitantes en el año 1900 y era cabeza de municipio. Sólo la gran mortandad de varones durante la guerra civil (1936-1939) dio inicio a su declive, agudizado por el cambio de los sistemas de vida y el pantano que inundó sus mejores campos de cultivo.  Ahora pertenece al Ayuntamiento de Villamanín y en invierno tiene poco más de dos docenas de personas.
La ruta que se denomina generalmente "Valle de Arbas", aunque discurre por dos valles distintos. Sale por la iglesia del pueblo, subiendo.

Es un camino amplio y cómodo, que discurre al lado del Arroyo de Casares. No tiene ninguna pérdida, ni desvío. Hay indicadores de "Cuatro Valles".


Las Tres Marías cubiertas por la niebla
Según subíamos, dejábamos a la izquierda "Las Tres Marías" (1.957, 1.941 y 1.947 metros), que no nos mostraron sus crestas escondidas tras la niebla.
La ascensión es tendida a veces y bastante empinada en otros tramos, se suben 300 metros en menos de tres kilómetros.

Llegados a la Collada de Gistreo, punto más alto de la ruta, la nieve era abundante, para disfrute de nuestros amigos valencianos. No hacía mucho frío, pero los "chupiteles" delatan la helada nocturna.

Pensábamos que no habría nieve y por eso llevamos a "los valencianos" a hacer esta ruta, nos confundimos, aunque ellos lo agradecieron.

Los valencianos no tenían material adecuado y, aunque algunos querían seguir, decidimos que desde la Collada de Gistreo dieran la vuelta, ya que el resto de la ruta que iba por la cara norte de la Sierra de Chagos y tenía casi un metro de nieve de manera contínua.
Bajamos por el pinar con mucha dificultad. Intentamos ir por la pista que serpentea por el pinar, pero nos perdíamos porque no se sabía por donde iba.
Al no identificar el camino por la nieve, debimos bajar muy rectos porque la ruta es oficialmente de 13 kilómetros y cuando llegamos de vuelta a Casares habíamos hecho algo menos de 12.

Llegados al valle y caminamos junto al Arroyo Viadangos. La ruta exactamente va por la parte baja del pinar, pero había nieve y preferimos ir por el camino de la ladera de enfrente que lleva a la estación de esquí de Pajares y después por la pradera.
Comenzó a llover y esto fue una nueva dificultad.
Las laderas rebosaban agua


Antes de llegar al pueblo de Viadangos hay que desviarse por una pista a la derecha.
La indicación está orientada para los caminantes que parten de Viadangos. Viniendo de arriba se ve mal, ya que está un poco tapada por los paredones de piedra
El punto es junto a un cercado y unas traviesas de madera. Es muy fácil pasarse. De hecho los que iban al principio del grupo pasaron de largo y tuvimos que hacerles retroceder.
Viadangos de Arbas. El desvío a la derecha está antes, no hay que llegar al pueblo
La subida a la Fuente del Turrón es corta pero pronunciada. Insistimos, la clave es tomar bien el camino, si te pasas hay que hacer unos cuantos kilómetros más.
Llegados al alto, se veía ya Casares de Arbas y el pantano.
Se echó a nevar, aunque no cuajaba. Bajamos junto al arroyo de Villaverde en dirección a la carretera.
Los últimos quinientos metros se hacen por el asfalto, aunque también se pueden hacer por la pradera.
Cuatro horas de ruta, parte de ellas con agua y nieve, pero muy bonitas.
La comida en el Mesón González de Casares de Arbas, la amabilidad de Matilde y unas cuantas canciones pusieron fin a esta bonita ruta.







8 comentarios:

  1. Impresionantes imágenes. Debe ser estupendo hacer esos recorridos y acompañados de amigos más. Me gustaría hacer alguna parecida algún día, aunque un poco más corta ya que no estamos preparados.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Guti, me vuelves a tocar la vena del "recuerdo".
    Esa ruta, y hasta el Mesón González, ha sido punto de encuentro, en muchas ocasiones, para disfrutar con amigos de un buen yantar.
    Compruebo que vosotros no lo haceis nada mal, ¿será por el camino andado que abre el apetito?
    Seguro que sí tragones...jajaja...
    Un fuerte abrazo desde Canarias.
    Eduardo García Carmona

    ResponderEliminar
  3. ¡Ole! por los valencianos. Son un poco "flojeras" cuanto te sientas a la mesa (comen poco), pero en el monte se han portado. Y eso que eran primerizos ¿les habrán quedado ganas de repetir?.............. Lo veremos en su próximo viaje a León, si traen botas de montaña y equipo será que quieren repetir. Si con cualquier excusa se les ha olvidado el material, es que se han rajado. Veremos lo que pasa con el tiempo.

    ResponderEliminar
  4. Jose, gracias por la informacion que nos das.
    Dentro de poco te nombramos, periodista oficial del Valle de Arbas.
    Sé lo que es currar, pasar el fin de semana disfrutando y sobre todo se lo que te curras el bolg, porque no es solo poner fotos, es sacar datos, maquetar, etc...
    Gracias amigo.

    ResponderEliminar
  5. Valietes los valencianos! Le he enseñado el blog por aquí abajo a los amigos jurdanos y dicen que cuando suban por allí se apuntan sin falta, les gustaron mucho las fotos de la zona. Pues eso, en verano habrá un par de fichajes nuevos para alguna ruta

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Serán bien recibidos por este grupo y en estas tierras. Las únicas condiciones para pasar el filtro al grupo son: alegría y ganas de compartir las bellezas del campo entre amigos. "aceptados"

      Eliminar
  6. gracias por esta experiencia tan maravillosa,sin vosotros no habria sido posible.Sois un grupo fantastico y me gustaria repetir cuando vuelva por vuestra tierra que tanto disfruto.Un beso desde Valencia con mucho sol.

    ResponderEliminar
  7. Este grupo es como de la familia en el Valle de Arbas.

    ResponderEliminar